La virtud de reconocer los errores: Ibn al-Munkadir

En ifat al-afwa de Ibn al-Ŷawzī:

وعن سفيان قال: صلى ابن المنكدر على رجل فقيل له: تصلي على فلان؟ فقال: إني أستحيي من الله عز وجل أن يعلم مني أنّ رحمته تعجز عن أحدٍ من خلقه.

De Sufyān que dijo: Ibn al-Munkadir rezó (ŷanāza) sobre un hombre (de mala fama) y le preguntaron: “¿Rezas (la ŷanāza) sobre ese hombre?” Respondió: “Me da vergüenza ante Allah –magnífico y exaltado- que piense que yo creo que Su misericordia no alcanza a toda la creación.”

En otra versión de la misma historia, citada por Ibn al-Ŷawzī en Bustān al-wāʿīn, dice:

ذكر فِي بعض الْأَخْبَار أَنه مَاتَ رجل من أهل الْمَدِينَة وَكَانَ مُسْرِفًا على نَفسه فدعي لجنازته مُحَمَّد بن الْمُنْكَدر رَحمَه الله فَأبى أَن يحضر جنَازَته ثمَّ حضرها فعوتب فِي ذَلِك فَقَالَ: لقد استحيت من الله أَن أرى أَن رَحمته تضيق عَلَيْهِ وَلَا تسعه فَصليت عَلَيْهِ.

Se menciona en algunas transmisiones que murió un hombre de Madīna conocido por su extravagancia. Muḥammad b. al-Munkadir fue invitado a participar en la ŷanāza (oración funeraria) y se negó, pero luego fue a la ŷanāza. Cuando se le preguntó sobre eso dijo: “Sentí vergüenza de Allah pensar que Su misericordia es estrecha y no cubre (a ese hombre) y recé por él.”

Ibn al-Munkadir, uno de los grandes sabios y ascetas de Madīna, aquí demuestra la superioridad de los primeros musulmanes. Cometió un error al decidir no atender la ŷanāza, pero en cuanto se dio cuenta de su error lo corrigió. Podía haberse quedado en casa y no atender, incluso después de cambiar de opinión, pues la ŷanāza es una obligación comunitaria, no individual (o sea, si lo hacen algunos, los demás no tienen que hacerlo). Sin embargo, allí fue, sabiendo que siendo conocido por su conocimiento y virtud, la gente le preguntaría porque había cambiado de opinión. Mas demostrativo de su virtud y sinceridad, no intentó hacer excusas, sino que simplemente reconoció que no había reflexionado sobre la misericordia de Allah.

En nuestros días hay muy poca gente que sabe reconocer sus errores. Incluso parece que quienes más han estudiado, menos están dispuestos a decir “No sé” o reconocer sus errores. Un ejemplo de esto lo cuenta Ḥamza al-Malībārī, que ahora es considerado uno de los más importantes teóricos en ciencias del hadīṯ, en la introducción de Mā hakaḏā tūrid al-ibl. Cuenta que cuando estaba haciendo su doctorado en ciencias del ḥadīṯ en la Universidad de Madīna, al-Malībārī se dio cuenta de que su profesor en ḥadīṯ –que en ciertos círculos es considerado un gran sabio- tenía algunas opiniones erróneas. al-Malībārī, siendo un buen alumno, no dijo nada a su profesor en público, pero le dio unas notas en siete páginas explicándole donde, según él, había errado el profesor. El profesor, incapaz de reflexionar o reconocer que posiblemente estaba equivocado, escribió -y publicó- una refutación de su alumno al-Malībārī en más de ochenta páginas. Y eso no fue suficiente, ya que en total este sabio ha publicado unas ocho refutaciones de al-Malībārī, acusándole de ser un innovador, de insultar a los sabios de ḥadīṯ, y más cosas melodramáticas, y todo porque al-Malībārī difiere de él en detalles de ciencias del ḥadīṯ -además de que al-Malībārī claramente tiene razón.

Ejemplos como este son, desafortunadamente, muy abundantes en nuestros tiempos. Basta con ir a internet y hacer una busqueda para cualquier tendencia o secta. Encontrarás fanáticos de la tendencia/secta diciendo lo que sea por defenderla, mientras que encontrarás fanáticos en contra de la tendencia/secta que dicen lo que sea por atacarla. Y lo peor es que en la mayoría de los casos, estos fanatismos llevan a la mentira descarada, o por lo menos una absoluta falta de integridad, como expliqué aquí.

Y todos somos humanos y todos cometemos errores, pero “Allah ama a los que se arrepienten” [Q]. Por eso pedimos a Allah que nos guíe al camino de los musulmanes que tenían los corazones puros y las almas limpias, y que tenían la sinceridad y humildad para reconocer sus errores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s