Principios de Comentario Quranico (i): La compilación del Quran

Esta es una traducción del libro de mi profesor el šayj Muḥammad Akram al-Nadwī titulado Los principios básicos de los fundamentos del comentario Qur’ānico (Mabādi’ fī uṣūl al-tafsīr). Es un libro corto, de 44 páginas, que cubre conocimientos básicos sobre el Qur’ān y su interpretación que es muy útil para cualquiera que lee el Qur’ān y quiere saber más sobre él y sus comentarios.

Y he aquí la traducción de la introducción del libro que cubre la historia de cómo se compiló el Qur’ān:

En el nombre de Allāh el Compasivo el Misericordioso

Alabado sea Allāh el Señor de los mundos, y la paz y bendiciones sean sobre Su mensajero Muḥammad, toda su familia y todos sus compañeros.
Para proseguir…

Escribí este resumen como introducción a los conocimientos y principios necesarios que debe saber quien quiere estudiar comentario del sagrado Qur’ān. Lo he dividido en una introducción, cuatro capítulos y una conclusión.

Introducción sobre la colección del sagrado Qur’ān y su orden

El Qur’ān fue revelado poco a poco. Era revelado según la necesidad y lo recitaba el Profeta (saw) a sus Compañeros quienes lo memorizaban, pedía a sus escribas que lo escribiesen, y ellos aprendían su significado y lo aplicaban.

Lo primero que fue relevado del Qur’ān
Hay diferencia de opinión sobre lo primero que fue revelado, pero lo más auténtico es que fue (Lee en el nombre de tu Señor que creó), y eso por la famosa narración transmitida por el imam al-Bujārī de ʿĀ’iša la madre de los creyentes (ra):

Que el ángel vino al Mensajero de Allāh (saw) cuando este estaba en la cueva de Ḥarā y dijo: “Lee.” Respondió: “No puedo leer.” Dijo: Me cogió y me apretó hasta que resistí y luego me soltó. Dijo: “Lee.” Respondí: “No puedo leer.” Luego me cogió y me apretó por segunda vez hasta que resistí y luego me soltó. Dijo: “Lee.” Respondí: “No puedo leer.” Luego me cogió y me apretó por tercera vez y luego me soltó, y dijo: “Lee en el nombre de tu Señor que creó. Creó a la persona de un sangre coagulada. Lee y tu Señor es el más generoso.” Hasta el final del ḥadīṯ.

La compilación del Qur’ān
El Qur’ān fue compilado tres veces: en la época del Profeta (saw), en la época de Abū Bakr, y en la época de ʿUṯmān b. ʿAffān (ra).

La compilación en la época del Profeta (saw)
El Qur’ān fue compilado en la época del Profeta (saw) recogiendo los versos que eran revelados en sus capítulos correspondientes según indicaba el Profeta (saw). Los Compañeros lo preservaban memorizándolo y escribiéndolo como lo oyeron del Mensajero de Allāh (saw) sin cambiar el orden. El Mensajero de Allāh solía dictarlo a sus Compañeros y les enseñaba lo que le era revelado del Qur’ān según el orden que tenemos en el muṣḥaf ahora según la orden divina que Gabriel le transmitió, y cuando cada verso era revelado él explicaba que este verso iba detrás de este otro verso en este sura. Además ellos lo solían recitar en sus lecturas regulares y su oración en este orden.

Su compilación la época de Abū Bakr (ra)
Los Compañeros memorizaron el Qur’ān en la época del Profeta (saw) en ese orden, pero lo escribieron en sitios separados como notas. Fue en la época de Abū Bakr que se compiló de manera completa y en orden en un muṣḥaf. Narró el Imām al-Bujārī de Zayd b. Ṯābit (ra) que dijo:

Abū Bakr me mandó llamar tras la batalla de Yamāma y con él estaba ʿUmar b. al-Jaṭṭāb.

Dijo Abū Bakr: Vino ʿUmar y me dijo: “La batalla de Yamāma ha acabado (istaḥarra) con muchos de los recitadores del Qur’ān y temo que mueran más recitadores del Qur’ān en otros sitios y mucho Qur’ān será perdido. Por eso creo que deberías mandar que se compile el Qur’ān.”

Entonces le dije a ʿUmar: “¿Cómo podemos hacer algo que el Mensajero de Allāh no hizo?”

Dijo ʿUmar: “Esto es algo bueno.”

Y no dejo de darme la vara hasta que Allāh abrió mi corazón hacia ello y vi lo que vio ʿUmar.
Dijo Zayd: Dijo Abū Bakr: “Tu eres un hombre joven, inteligente, y no hemos oído nada malo sobre ti. Además escribías la revelación para el Mensajero de Allāh. Así pues busca el Qur’ān y compilalo.”

Por Allāh, si me hubiesen pedido cargar con una montaña me habría sido más fácil que lo que me pidieron de compilar el Qur’ān. Así que dije: “¿Cómo podéis hacer algo que el Mensajero de Allāh no hizo?”

Dijo: “Por Allāh, es algo bueno.”

Y Abū Bakr no dejó de darme la vara hasta que Allāh abrió mi corazón hacia ello como abrió el corazón de Abū Bakr y ʿUmar. Así que seguí el Qur’ān y lo compilé de los huesos y piedras sobre los que escribían, y los corazones de la gente, hasta que encontré el final de Sūrat al-Tawba que no encontré más que con Abū Juzayma al-Anṣārī: Os ha llegado un mensajero… hasta el final de Barā’a.

Esos manuscritos quedaron con Abū Bakr hasta que Allāh llevó su alma, y luego con ʿUmar toda su vida, y luego con Ḥafṣa bt. ʿUmar (ra). El significado de la frase “Que no encontré más que con…” significa que no lo encontró escrito, pues no le bastaba la memorización sin confirmación escrita.

Su compilación en la época de ʿUṯmān (ra)
Su compilación en la época de ʿUṯmān (ra) fue basada en el muṣḥaf de Abū Bakr pero con más precisión en la escritura para que la gente no difiriese demasiado en su lectura y saliesen de lo transmitido por múltiples cadenas del Mensajero de Allāh (saw). Narró al-Bujārī de Anas b. Mālik (ra):

Que Ḥuḏayfa b. al-Yamān había estado luchando en la frontera del levante (Šām) en Armenia y Azerbaiyán con los iraquíes y Ḥuḏayfa quedó horrorizado por como diferían en la lectura del Qur’ān. Por eso dijo Ḥuḏayfa a ʿUṯmān: “O líder de los creyentes! Resuelve (este problema) para la Umma antes de que se dividan sobre el Libro como se dividieron los Judíos y Cristianos.”

Entonces ʿUṯmān mandó un mensaje a Ḥafṣa: “Mandanos tu muṣḥaf para que hagamos copias.”

Ḥafṣa lo mandó a ʿUṯmān y este ordenó a Zayd b. Ṯābit, ʿAbd Allāh b. al-Zubayr, Saʿīd b. al-ʿĀṣ y ʿAbd al-Raḥmān b. al-Ḥāriṯ b. Hišām hacer copias. Dijo ʿUṯmān a los tres qurašíes: “Si tenéis cualquier desacuerdo con Zayd b. Ṯābit sobre algo del Qur’ān escribidlo según el dialecto de Qurayš, pues fue revelado en su lengua.” Así lo hicieron hasta que hicieron las copias y ʿUṯmān devolvió el muṣḥaf a Ḥafṣa. Luego mandó las copias a todos los horizontes y ordeno que cualquier otra versión del Qur’ān en pergaminos o manuscritos fuese quemada.

Dijeron Ibn al-Tīn y otros:

La diferencia entre la compilación de Abū Bakr y la compilación de ʿUṯmān es que la compilación de Abū Bakr fue por miedo a que parte del Qur’ān se perdiese si no se protegía en su totalidad, pues no estaba compilado en un sito todo junto, y por eso lo compiló en pergaminos con los versos de los capítulos ordenados como les había enseñado el Profeta (saw). La compilación de ʿUṯmān, por otro lado, ocurrió cuando surgieron diferencias sobre las posibles lecturas y la gente lo leía en sus propios dialectos en toda su variedad, lo cual llevó a que se acusasen los unos a los otros de leer erróneamente. Temiendo, pues, que la situación empeorase, copió esos pergaminos en una copia maestra con los capítulos ordenados y limitado al dialecto de Qurayš, argumentando que era el dialecto en el que fue revelado, y que aunque se había permitido leer según diferentes dialectos como facilitación al principio, la necesidad de ello ya no existía y por eso lo limitó a un dialecto.

El orden del Qur’ān
El orden de los versos dentro de los capítulos es divino, sobre eso no hay diferencia de opinión entre los musulmanes. Cuando alguna parte de un capítulo era revelado al Mensajero de Allāh (saw), él llamaba a algunos de sus escribas y les decía: “Meted estos versos en este capítulo donde dice tal y cuál.” Narró Ahmad con una cadena aceptable de ʿUṯmān b. Abī ’l-ʿĀṣ quien dijo:

Estaba sentado con el Mensajero de Allāh (saw) cuando su mirada se perdió y la corrigió, hasta que pareció que iba a caer al suelo, y luego su mirada se perdió otra vez. Luego dijo: “Me vino Gabriel (as) y me ordenó poner este verso en este sitio de este capítulo: (Ciertamente Allāh ordena la justicia, hacer el bien y ayudar a los parientes, y prohíbe lo vergonzoso, lo rechazado y la transgresión. Os amonesta para que recordéis).”

Dijo el qāḍī Abū Bakr en al-Intiṣār:

La opinión que adoptamos es que todo el Qur’ān que fue revelado por Allāh, cuyo texto Él ordenó fijar, que no fue abrogado ni su lectura cancelada después de ser revelado, ese es el Qur’ān que tenemos entre las dos portadas que contiene el muṣḥaf de ʿUṯmān, sin que se haya eliminado o añadido nada. Su orden y organización están establecidos como lo organizó Allāh, y basado en eso Su Mensajero organizó los versos de los capítulos sin retrasar lo adelantado ni adelantar lo retrasado. La Umma registró el orden y la posición de cada verso en cada capítulo del Profeta (saw) con precisión y conoció su lugar preciso, igual que registró las lecturas y la recitación con precisión.

En cuanto al orden de los capítulos, existen diferentes opiniones entre los sabios: ¿Es por revelación divina? ¿O deducción de los Compañeros? La opinión preferida es que es por revelación divina pues numerosas pruebas lo demuestran apoyadas por narraciones, opiniones de grandes sabios y la coherencia interna del Qur’ān. Dijo Abū Bakr Ibn al-Anbārī:

Allāh hizo el Qur’ān descender hasta el cielo más bajo, luego lo dividió en veintitantas partes, y cada capítulo era entonces revelado cuando ocurría algo relevante, o el verso era revelado en respuesta a una pregunta particular, y Gabriel enseñaba el sitio del verso y el capítulo. El orden de los capítulos es como el orden de los versos y las letras, todo viene del Profeta (saw). Entonces el que adelanta un capítulo o lo retrasa ha corrompido la coherencia interna del Qur’ān.

Dijo al-Karmani en al-Burhan:

El orden actual de los capítulos viene de Allāh en al-lawḥ al-maḥfūẓ en este orden, y así era como lo revisaba el Profeta (saw) con Gabriel todos los años. Y lo revisó con él dos veces el año que murió.

Dijo al-Ṭībī:

Primero el Qur’ān fue revelado de una vez, de al-lawḥ al-maḥfūẓ al cielo más bajo. Luego fue revelado por separado, según la necesidad. Luego fue recogido definitivamente en el muṣḥaf con la unión y coherencia definitiva igual que en al-lawḥ al-maḥfūẓ.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s